x

10 datos de la flor de Nochebuena que quizá no sabías

10 datos de la flor de Nochebuena que quizá no sabías

Te cuento 10 datos de la flor de Nochebuena que llena los mercados, las jardineras, las postales navideñas y los hogares en época decembrina.

Esta especie no solo es ornamental: también está relacionada con la medicina tradicional mexicana y los conocimientos más intrínsecos de muchas poblaciones rurales e indígenas a lo largo de la república.

  1. Es originaria de México y Guatemala. Habita en climas cálido, semicálido, semiseco y templado.
  2. Aunque sus flores más vistosas son las rojas también las hay crema o verde.
  3. Otros de los nombres con los cuales se conoce son: Custicpascua xochitl en náhuatl que quiere decir “flor amarilla de pascua”; aau tsaps en Oaxaca; palhtu-xanat, xaslankatsisni en Veracruz; y cuetlaxóchitl, término que proviene de la unión de cuetlaxtli, que significa cuero, y xochitl, que significa flor.
  4. En el Códice Florentino del siglo XVI se habló de su uso para ayudar a “las mujeres que tienen poca leche”.
  5. La Sociedad Mexicana de Historia Natural dijo en el siglo XIX que era útil para las enfermedades exantemáticas (erupciones en la piel) y confirmó sus propiedades galatógenas (estimulación en la producción de leche).
  6. La Sociedad Farmacéutica de México en el siglo XX expresó que era depilatoria, regulaba el ciclo menstrual y nuevamente se habló de sus usos para estimular la producción láctea materna.
  7. En la actualidad sigue usándose para malestares femeninos, enfermedades de la piel y procesos inflamatorios.
  8. En Puebla se cuecen las hojas y el líquido restante se bebe como agua de tiempo durante cuatro días para que se controlen las hemorragias vaginales y algunas veces como anticonceptivo.
  9. En Morelos existe una receta en la cual se deben mezclar estas flores preparadas en té o cataplasmas junto con cinco lombrices de tierra machacadas para untar en la espalda de la mujer que amamanta pues tiene la función de “sacar el calor”. Para ayudar también se puede beber el té de la flor o algún atole.
  10. Se utiliza para males de las vías respiratorias como tos o anginas. Puede tomarse sola o mezclada con gordolobo y bugambilia.

En Mesoamérica varias culturas decoraban y honraban a sus dioses con ellas pues se les relacionaba con la “nueva vida” para los guerreros caídos en combate quienes volvían a la tierra como colibríes que comían su miel.

¿Conoces algún otro uso medicinal de la flor de Nochebuena?

Fuente: medicinatradicionalmexicana.unam.mx y cultura.gob.mx

También puede interesarte

Comida de Navidad en México, tradición y sincretismo en las mesas decembrinas

10 datos sobre las piñatas que quizá no sabías

“La rama”, tradición veracruzana de diciembre

Resumen
10 datos de la flor de Nochebuena que quizá no sabías
Nombre de artículo
10 datos de la flor de Nochebuena que quizá no sabías
Descripción
Te cuento 10 datos de la flor de Nochebuena que llena los mercados, las jardineras, las postales navideñas y los hogares en época decembrina.
Autor
Propietario
Sección Amarilla

Periodista de viajes y comida con 10 años de experiencia. Fanática del mezcal, la música y las artesanías. En este blog te cuento algunas de mis travesías y más sobre las cocinas de México y el mundo. Me encantará que conozcas a las personas y los lugares imperdibles que hacen cada experiencia única, a través de historias, fotografías y videos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *