x

10 datos sobre el coyol, un fruto poco conocido

¿Has escuchado hablar del coyol? Este es un fruto poco conocido. Lesterloon Sánchez, investigador y especialista en cocinas de Veracruz, explica que su uso es de origen africano.

Se conoce en estados como Chiapas, Guerrero, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Oaxaca, Veracruz, Yucatán y Tabasco. Y no solo en México: países como Costa Rica, Brasil, Colombia y Venezuela también lo tienen en su alacena natural.

En algunos de ellos es cada vez menos nombrado y transformado, debido a los cambios alimentarios, el abandono de cultivos locales o el desconocimiento de procesos tradicionales.

10 datos sobre el coyol

1. Su nombre científico es Acrocomia aculeata. Otros de los nombres con los cuales se le conoce son coyul, cuyul, cocoyol, coquito de aceite, coyol baboso o coquito baboso.

2. La palma que lo produce mide de 10 a 20 metros de alto y es conocida como palma de coyol o taberna. Es un fruto de la familia de las arecáceas, que mide aproximadamente 4 centímetros de diámetro. Su piel es amarilla con verde y se parece a los cocos.

3. En Ghana el vino de coyol (o agua de taberna, como se conoce en Unión Hidalgo en el Istmo de Tehuantepec, Oaxaca, de la que te contamos en este blog) tiene significado ritual. Esta bebida también se consume en algunos lugares de Veracruz y otras regiones oaxaqueñas como Miahuatlán, en la Sierra Sur de este estado (Petra Valencia, cocinera de este poblado, prepara potzol de coyul, al que agrega masa de maíz nixtamalizado).

4. La pulpa del coyol es pegajosa, dulce y viscosa.

5. Su semilla interna es una almendra de buen sabor que se conoce como coquito.

6. Cuando está fresco el fruto se le retira la piel y se chupa o simplemente se golpea contra una piedra para sacar el coquito.

7. Con él, se elaboran diferentes alimentos: dulce de coyol, atole de coyol y pozol de coyol.

8. Si se cuecen, el fruto pierde su textura babosa.

9. Al sur de Veracruz se comen sus cogollos cocidos o asados a las brasas. También sirven de botana, con limón y sal, y se preparan en moles con masa de maíz, achiote o acuyo, en sustituto de la carne.

10. Se usan como instrumento musical que emulan a los cascabeles en danzas de origen prehispánico.

Fuentes: CONABIO y Diccionario Enciclopédico de la Gastronomía Mexicana de Larousse.

Agradecemos al Tercer Encuentro de Cocineras Tradicionales de Oaxaca y a la Secretaría de Cultura y Artes de Oaxaca su apoyo para esta nota. 

También puede interesarte

Nidia Hernández Medel y la cocina de Los Tuxtlas

Los hermanos Bustamante Cruz y sus ricos tamales veracruzanos

Cocina africana, la tercera raíz en la cocina veracruzana

¿Has comido el coyol?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *