x

3 editoriales que conocimos en la Feria del Libro Náhuatl y Lenguas Hermanas

Feria del Libro Náhuatl

En julio, la Feria del Libro Náhuatl y Lenguas Hermanas llegó a la plaza principal del pueblo de San Bartolomé Xicomulco, en Milpa Alta. Fue la segunda edición que se celebró, después de 10 años de estar en la banca por falta de apoyo para su realización. Al evento acudieron artesanos, investigadores, músicos, danzantes, poetas y personas interesadas en preservar las lenguas nacionales.

La principal actividad de la feria fue la venta y exposición de editoriales dedicadas a la difusión de las lenguas originarias de nuestro país, en especial la náhuatl, porque –según me contó el coordinador del evento, el profesor Abelardo Jurado Jiménez– esta era una de las más habladas en Milpa Alta.

“Aquí antes se hablaba la lengua náhuatl. Fue después de la Revolución Mexicana cuando los moradores de los pueblos regresaron y empezaron a comunicarse en español. La pérdida de la lengua se intensificó cuando muchos de nosotros seguimos lo que los abuelos nos decían: ‘no hablen náhuatl porque los van a tratar mal’”.

El interés por reactivar la lengua náhuatl surgió en Abelardo, como en muchos otros originarios de la región, luego de ignorar los consejos de los abuelos y ver que esta se estaba desapareciendo. Juntos, desde 1996 –cuando fue la primera Feria del Libro Náhuatl–, levantaron diversos proyectos –como las editoriales– para que su historia y la de su comunidad no se perdieran.

Editoriales de la Feria del Libro Náhuatl

Desde que fueron creadas, estas editoriales se han dado a la tarea de rescatar la memoria oral de los pobladores más viejos. Otras más, a documentar la vestimenta, el sistema agrícola y el paisaje de la zona. Su catálogo es muy rico: tienen desde cuentos y leyendas, hasta libros de fotografía y libros para colorear.

Conoce algunas editoriales que participaron en la Feria del Libro Náhuatl.

1. Atoltecayotl ediciones

Creada en 2004, la editorial surge por la necesidad de Flor Hernández y Juan Carlos Loza de ver documentados los saberes tradicionales de la comunidad de Milpa Alta, a la cual pertenecen. Flor, quien también es co-organizadora de la Feria del Libro Náhuatl, explica que como muchos pueblos originarios de la Ciudad de México, los del sur nunca se vieron integrados en los libros de texto de la primaria que distribuye la SEP. Ante la inquietud de ver que había muy poca documentación sobre las comunidades, y que no tenían un acervo de historia, cultura y medio ambiente, ella y los demás miembros del colectivo Contra Viento A.C. pusieron manos a la obra: investigaron y documentaron cada elemento que hacía falta.

Su primer libro fue una recopilación de cuentos y leyendas de Milpa Alta. A partir de ahí empezaron a publicar materiales cada año. Al principio no fue fácil, pues tenían poca experiencia en el mundo editorial; sin embargo, la necesidad de documentar su historia fue la que los llevó a experimentar con el diseño y la edición.

Hoy tienen en su catálogo nueve libros que tocan temas como el medio ambiente, la flora y fauna de la comunidad, y también los cuentos y leyendas que les fueron contados por los pobladores más viejos de la comunidad. La mayoría de sus materiales tienen textos en náhuatl y español.

Facebook: Contravientoac Atoltecayotl

Feria del Libro Náhuatl

2. Xospa Tronik

La editorial nació en Nueva York, en 2014, exactamente como un proyecto de comunicación gráfica. Su creadora, la diseñadora e ilustradora Isela Xospa, recuerda que cuando comenzó a idearla quiso que la cultura de Milpa Alta, de donde es originaria, estuviera presente. Fue así como se inspiró en los personajes de la comunidad para iniciar el proyecto. Una vez que tuvo claro esto, el siguiente paso que dio fue: rescatar la historia de la memoria oral, ilustrarla y trasladarla al formato de libro.

En el proceso, Isela comenzó a crear y promover una línea de literatura enfocada al público infantil y juvenil. Para ella, los materiales pensados en estos lectores eran urgentes, porque de esta forma podrían sentirse identificados.

En total, su catálogo tiene 40 libros, gran parte de ellos cuentan con traducciones hechas con ayuda de algunos de los pobladores de Milpa Alta que aún hablan la lengua náhuatl. Y es que además de fomentar el sentido de pertenencia, los libros de esta editorial buscan promover el uso, aprendizaje y la difusión de la lengua náhuatl. En dicha línea se encuentra la trilogía de libros para colorear: Aprendo Palabras En Náhuatl, Aprendo Los Números En Náhualt e In Tlapaltin Los Colores En Náhuatl.

Sitio oficial: xospatronik.com
Facebook:
Xospa Tronik NYC

Feria del Libro Náhuatl

3. Calpulli Tecalco

En Milpa Alta todos los predios conservan sus nombres antiguos o sus nombres en náhuatl. En el caso del lugar donde Angélica Palma y su organización trabajan, se llama “tecalco” que significa “casa de piedra”. A partir de esta y de la palabra “calpulli” que quiere decir comunidad, ellos formaron el nombre de la editorial, la cual se enfoca en preservar los saberes, los conocimientos, la lengua y la cultura indígena, en especial la de los pueblos asentados en el sur de la Ciudad de México.

Angélica revela que otro de los objetivos de sus libros es promover la relación de la cultura con el medio ambiente. Asimismo, buscan fortalecer el sentido de pertenencia y difundir su historia entre los habitantes de la región.

Para lograrlo, han documentado algunas tareas de herencia y tradición, como el sistema agrícola de terraza, característico de Milpa Alta. Otros materiales se enfocan en el estudio de la flora de la milpa y el paisaje de la zona. Hasta ahora Calpulli Tecalco ha publicado 20 libros.

Sitio oficial: calpullitecalco.com
Facebook:
Calpulli Tecalco

Feria del Libro Náhuatl

Al igual que los emprendedores de estos tres proyectos, hay muchas personas más que están haciendo un gran esfuerzo para recuperar ese trozo de cultura que ha estado a punto de desaparecer. Acércate a las comunidades originarias y súmate a estas iniciativas. O bien,  anímate a aprender una lengua mexicana, puede ser con los libros de las editoriales que aquí te presenté.

*Foto principal: Isela Xospa/ Xospa Tronik

También te puede interesar:

¿Ya conocías la Feria del Libro Náhuatl?

Comments

  1. Que cosa más genial. Yo no sabía de esta feria. Ni siquiera sé como llegar a Milpa Alta. Que bueno que se hagan estos esfuerzos por recuperar las lenguas originales de nuestra raza.

  2. Claudia Aguilar

    Hola, Bernando. La feria de este año aún no está confirmada, pero en cuanto sepa las fechas te paso el dato (también un mapa). Así puedes visitarla y conocer muchos proyectos editoriales y a las personas que se dedican a preservar las lenguas de México. Muchas gracias por leer el blog y por tu comentario.

    🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *