x

3 libros para buscar en la Biblioteca Gregorio Samsa, de la Central de Abasto

Fui a la Central de Abasto hace unas semanas y, en lugar de salir con frutas, verduras o algo más distintivo del “mercado más grande del mundo”, salí con recomendaciones de libros –qué bueno que esto no se trató de un encargo del mandado, ¡hubiera fracasado monumentalmente!–.

Quizá te suene un poco raro esto que te cuento, pero ahora salir con libros o con recomendaciones, como yo lo hice, es de lo más normal, porque cuando visitas el local marcado con el número 73 de la nave I-J, además de encontrar frutas de temporada, descubres diversos títulos que forman parte de la improvisada, pero bien armada Biblioteca Gregorio Samsa.

¿Ya conoces la Biblioteca Gregorio Samsa?

Creada hace tres años por Don Gregorio, la biblioteca, así como el local, es atendido por los más jóvenes de la familia Tentle. Verónica es la menor de los cuatro hermanos. Ella me recibió en el local y no solo me contó la historia de la biblioteca, también me habló de sus gustos literarios y de algunos títulos que hay en la colección, la cual tiene más de 500 ejemplares.

La locataria detrás de la Biblioteca Gregorio Samsa

“Aquí vendemos fruta de temporada muy rica, contamos con buenos precios y también con buenos libros”, me indica Verónica y para que le crea, saca las cajas de libros que tiene en el negocio. Las revisa cuidadosamente y toma algunos de sus favoritos, entre ellos uno de Harry Potter. Se emociona, y como dice la canción de Selena, no se puede controlar. Declarada 100% team Gryffindor, me platica: “A mí me gustan los libros de Harry Potter, son mis favoritos. ¡Ya leí todos!”.

Lo que goza Verónica de esta saga creada por la autora británica J. K. Rowling es la magia, y el poder imaginar que está con los personajes, viviendo lo que ellos. Para ella, un libro te puede llevar a otros países, a otros mundos. “Nada más con leerlo puedes explorar muchas cosas”, dice.

Su agrado por la lectura, recuerda, inició bien, bien, a los 13 años. Primero leía lo que sus hermanos le recomendaban, pero con el tiempo se fue haciendo de sus propios gustos. Así, desde que vio las infinitas puertas que abren los libros, no ha parado. A pesar de trabajar en el local, de cuidar la Biblioteca Gregorio Samsa y de hacer sus cosas en el hogar, siempre se da un tiempo para agarrar el libro que llamó su atención.

“Me gusta leer en mis ratos libres —declara—, cuando voy al banco, por ejemplo, es cuando agarro mis libros. Los leo en un mes y, si me gusta mucho, mucho, hasta en tres o cuatro  días. He leído El Padrino, de Mario Puzo; Los Miserables, de Victor Hugo; Once Minutos, de Paulo Coelho; Mil soles espléndidos,  de Khaled Hosseini; El amor en tiempos de cólera, de Gabriel García Márquez. Soy más de novelas románticas”.

biblioteca gregorio samsa

Foto: Claudia Aguilar

Sus recomendaciones para buscar en la Biblioteca Gregorio Samsa

Y como para Verónica, un libro representa un boleto a cualquier parte del mundo (o mundos), y con ello la oportunidad de experimentar y vivir nuevas cosas, nunca pone peros cuando se trata de compartir sus lecturas. Hoy, tú eres el afortunado, pues ella seleccionó estos libros para que cuando visites su local se los pidas prestados.

Cuando alguien te recomienda un libro, te comparte parte de ese asombro que tuvo. Verónica, a quien ya conoces un poco mejor, quiere compartir un poco contigo. ¿Qué dices? ¿Te darás una vuelta por la Biblioteca Gregorio Samsa?

1. La llamada del Norte, de Claire Bouvier

Por lo que me dijo Verónica, este libro es un pasaporte a Canadá. La historia tiene como protagonista a Jacqueline, una chica originaria de Hamburgo que se abre paso a las salvajes aguas de las cataratas del Niágara, donde se encontrará con un hombre que la obligará a casarse con ella. Escapa de esa vida y entonces se encuentra con el propietario de un aserradero, quien le da refugio. Lo que sigue es un viaje de amor y de libertad.

biblioteca gregorio samsa

Foto: Claudia Aguilar

2. Cometas en el cielo, de Khaled Hosseini

La historia ocurre en Afganistán, antes de ese periodo tan cruel que hoy conocemos. El protagonista es Amir, un niño de 12 años que, para demostrarle a su padre la habilidad que posee, se propone ganar una importante competencia de cometas, a como dé lugar, arriesgando su relación con su hazara, de clase inferior, que ha sido su sirviente y compañero de juegos desde que eran pequeños. Esta novela relata la conmovedora historia de dos padres y dos hijos, de su amistad y de cómo la casualidad puede convertirse en una parte trascendente del destino.

biblioteca gregorio samsa

Foto: Claudia Aguilar

3. La Ilíada, de Homero

Un clásico. En las hojas de este libro se conoce la antigua Grecia, la guerra de sus pobladores y los troyanos, las hazañas de Aquiles, las batallas que tienen como protagonistas a hombres y dioses, así como otras historias gloriosas.

Foto: Claudia Aguilar

Si quieres conocer el catálogo completo de la Biblioteca Gregorio Samsa puedes pedírselo a Verónica o a alguno de sus hermanos que también se encuentran en el local. En él, encontrarás autores como Juan Rulfo, Aldous Huxley, Rosario Castellanos, H. P. Lovecraft y Hermann Hesse, por mencionar algunos. Una vez que te decidas por cualquier libro, lo que sigue  es registrarte en una ficha y ¡listo! El libro debes entregarlo en 10 días, aunque existe la posibilidad de extender el plazo hasta que lo termines. ¿En qué biblioteca pasa esto? Solo en la de la familia Tentle.

SI QUIERES SABER MÁS SOBRE LA BIBLIOTECA GREGORIO SAMSA:

Twitter: @CDeAbastoCDMX

También te puede interesar:

– Esta es la pequeña biblioteca gratuita que se instaló en Santa María la Ribera

– Descubriendo editoriales de mini libros en México: Parte 1

– Poetazos: la colección de libros para tener barriga llena, corazón y alma contentos

– Los murales en la Central de Abasto, arte urbano para todos

Entonces, ¿cuándo te animarás a dar una vuelta por la Biblioteca Gregorio Samsa?

Estudié Comunicación y Periodismo en la FES Aragón (UNAM). Y llevo cuatro años como pata de perro profesional: escribo y tomo fotos de los lugares a los que llego (a propósito o sin querer). También me gusta contar las historias de las personas que encuentro en cada una de mis paradas. ¿Me quieres compartir algún dato? ¡Ándale!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *