x

6 tecnologías de Star Wars que pasaron del cine a la realidad

Desde su estreno en 1977, varias tecnologías de Star Wars han inspirado a miles de desarrolladores que han convertido en realidad las innovaciones que pensamos siempre (o al menos por mucho tiempo) se encontrarían en una galaxia muy lejana.

Si bien, la saga de Star Wars ha alimentado otras áreas como la cultura general, la religión, juguetes y vestimenta, es en el área de la tecnología donde no deja de sorprendernos lo cerca que estamos del futuro que pensamos solo podríamos contemplar en películas.

Tecnologías de Star Wars

Algunos de los diseños de la tecnologías de Star Wars han rebasado la frontera de la ficción.

Y, aunque no todas las tecnologías de Star Wars han podido desarrollarse, en los siguientes seis ejemplos te muestro qué tan lejos ha llegado la ciencia:

 

Tecnologías de Star Wars

1. Los (casi) sables de luz inspirados en Star Wars

Una de las referencias más grandes de la saga son las batallas con espadas de láser. En la actualidad existen algunos diseños inspirados en las tecnologías de Star Wars, creados por fanáticos de la serie. Aunque más que lightsables (sables de luz) parecen flamesables (sables de fuego).

El youtuber Allen Pan creó un dispositivo portátil que, dicho en palabras sencillas, funciona como un encendedor capaz de crear una mecha de un metro de largo.

Otro youtuber, Hacksmith, desarrolló un prototipo con el que fue capaz de cortar una puerta, pero su diseño es más robusto y requiere el uso de una batería grande para calentar el sable.

2. Hologramas de personas

Vimos los hologramas por primera vez en el episodio 4, Una nueva esperanza, cuando un mensaje de la princesa Leía llegaba a manos de Luke Skywalker. Desde ahí, vimos cómo la mayoría de las comunicaciones a distancia se llevaban con esta tecnología.

Pese a que no es una tecnología que usamos en la vida diaria y mucho menos para comunicarnos, los hologramas existen. Probablemente, el ejemplo más famoso es el holograma que se usó para crear al fallecido Michael Jackson y presentarlo en los premios Billboard.

3. Prótesis como el brazo de Luke

Quizá la escena más conocida del universo de Star Wars es cuando Luke Skywalker se enfrenta a Darth Vader y pierde su mano derecha para dar paso al mayor plot twist de la historia del cine: “(Luke), yo soy tu padre”.

Más tarde el joven jedi recibiría una prótesis para remplazar su mano. Mientras que en nuestra era, los avances tecnológicos han llegado al punto en el que existen partes biónicas que responden a las señales eléctricas que manda el cerebro al brazo.

4. Una de las tecnologías de Star Wars más reales: Robots inteligentes

C-3PO y R2-D2 (el robot dorado y Arturito) fueron los robots más significativos de la franquicia, y ambos hicieron replantearnos la vida moderna con robots al servicio de los humanos o como compañía.

Existe una infinidad de robots que podrían ejemplificar este punto, pero no hay otro tan desarrollado como Sophia, un androide capaz de interactuar con una persona y que ha saltado a los reflectores por su ágil inteligencia artificial y su diseño casi humano.

Otro ejemplo más apegado a las tecnologías de Star Wars es el robot NAO, un bot humanoide de 58 centímetros que puede ser programado para diferentes tareas como: acompañante, profesor, guía de museo, promotor de productos o jugador de fútbol, entre otras actividades.

Pese a que no era la manera en la que imaginamos el futuro con robots ayudándonos, existen varios prospectos dedicados a tal fin con máquinas capaces de controlar los sistemas de nuestro hogar o brindarnos información de primera mano.

5. Cañones láser

Más allá de las batallas con espadas láser, una de las tecnologías de Star Wars que marcó otro punto interesante fue aquella que mostró guerras con vehículos enormes, naves y soldados-robot que utilizaban armas láser.

Pues bien, el gobierno de Estados Unidos ha desarrollado una potente arma láser capaz de golpear objetivos a más de un kilómetro de distancia a la velocidad de la luz.

Se trata del LaWS, un cañón que direcciona un rayo infrarrojo de hasta 33 kilowatts contra un objetivo con una precisión quirúrgica y no se ve afectado por la fuerza del viento. Además, el costo por cada disparo es de un dólar, un precio demasiado bajo si se compara con un misil de crucero Tomahawk, que cuesta un millón de dólares.

6. Batallas espaciales

Siempre existirán especulaciones sobre cómo será la siguiente guerra mundial (si es que la hay) y dentro de las posibilidades, hay una que se abre paso en la órbita de la Tierra: batallas espaciales.

Las vimos en Star Wars y podríamos verlas en la realidad. Estados Unidos, Rusia y China han competido por expandir sus sistemas espaciales de navegación y comunicación en la órbita terrestre, pero también han ido desarrollando armas anti-satélites en caso de un conflicto.

Brian Weeden, uno de los analistas del Secure World Foundation, ha dado a conocer que existen muchos informes respecto a que Rusia interfirió el sistema GPS de Ucrania y se especula que entre el arsenal ruso para una batalla espacial existan misiles para alcanzar blancos en órbita y un sistema de láser capaz de ‘cegar’ satélites.

 

También podría interesarte:

 

¿Qué otras tecnologías de Star Wars te gustaría que se hicieran realidad?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *