x

Adopta Planta: ¿Cómo funciona?, ¿qué especies en peligro puedo adoptar?

Tener “hijos” no es fácil, menos cuando se trata de una cactácea que tiene que ser cuidada –literal– con pincitas, porque si se te ocurre agarrarla con los dedos, ¡uy! el dolor es horrible. Te presento a esta pequeña biznaga. Su nombre de pila es mammillaria oteroi, –¿a las plantas también se les puede bautizar y darles nombres como Martita?– y tiene tres años de los 25 que puede vivir.

La verdad, nunca pensé tener plantas ¡porque son más responsabilidades!, pero luego de saber que esta biznaguita, así como muchas otras especies que están en peligro de extinción, podían ser adoptadas en el Jardín Botánico del Instituto de Biología de la UNAM, me animé. #MiMamáEstáBienOrgullosa

adopta planta

Les presento a mi nueva bebé. <3

El proceso para convertirte en un padre o madre adoptiva no es engorroso y puedes elegir a tu hija-planta de entre más de 100 especies como cactáceas y crasuláceas. ¿Los cuidados? Son simples, no se necesita de un invernadero, tampoco de miles de fertilizantes o de seguir procesos extraños. Ahí, en el Jardín te explican y te dan una hoja con todos los datos necesarios. Si pasa algo, te ofrecen ayuda telefónica y atención en su clínica para plantas.

¿Ya te dieron ganas de adoptar a una de estas especies en algún nivel de riesgo de extinción? Te cuento más sobre el programa.

Adopta Planta: la oportunidad para rescatar parte de la flora mexicana

En México hay alrededor de 30 mil especies de plantas. Dirás: ¡son un montón! Y pues sí; sin embargo, el 46% está en algún tipo de riesgo (aquí lo dicen estos datos de 2014 de SEMARNAT). Atendiendo a las especies en riesgo, dos grupos pro-diversidad vegetal unieron fuerzas: el Instituto de Biología de la UNAM y la Asociación de Amigos del Jardín Botánico IB-UNAM, y crearon el primer Centro de Adopción de Plantas Mexicanas en Peligro de Extinción.

Este espacio (por cierto, el primero en su tipo en todo el mundo) abrió sus puertas en 2013. Desde entonces, se ha dedicado a dos tareas muy puntuales: 1) el cultivo y propagación de plantas mexicanas en riesgo (por semillas o hijuelos, o clonación); y 2) a través de la adopción, fomentar conciencia sobre la importancia de la diversidad vegetal, así como su conservación y uso sostenible.

El valor de un programa como el de Adopta Planta es muy grande, pues además de que ayuda a que las especies no sean un recuerdo o una simple foto que se pueda ver en Wikipedia, nos convierte a nosotros en actores, es decir, en personas “comprometidas con la conservación y el cuidado del medio ambiente”.

adopta planta

¿Qué especies en peligro de extinción puedo adoptar?

El programa ha puesto en adopción a más de 100 especies que fueron propagadas gracias a los métodos, como te explicaba arriba, de semilla o por cultivo de tejidos, o sea clonación. Todas las plantas están incluidas dentro de la Norma Oficial Mexicana en alguna categoría de riesgo, por ejemplo: amenazadas, en peligro de extinción y bajo protección especial.

Puedes visitar el Centro y escoger entre 40 o más especies. Se vale llevar dos o más.

5 plantas mexicanas en riesgo que puedes adoptar: aspectos y cuidados básicos

¿Cómo funciona?

  • Primero, llega al Centro de Adopción. Está dentro de la Tienda “Tigridia”, en el Jardín Botánico de la UNAM.
  • Luego échale ojo a las especies que están disponibles, tienen un logo del Centro de Adopción. Checa cuáles son sus cuidados para que sepas si la puedes tener en tu casa. A veces, la cosa es más sencilla, algo así como “amor a primera vista”.
  • Una vez que ya tienes a tu hija o hijas adoptivas, llena un formato con datos básicos: nombre completo, dirección, teléfono y correo electrónico. Esto es para que los del programa te incluyan en su base de datos y después puedan intercambiar contigo información sobre las plantas que cuidas.
  • Pasa al mostrador de la tienda y cubre la cuota. ¡¿Qué?! ¡¿No era gratis?! La cuota ayuda a que se mantenga el programa, además es mínima: va desde los 50 hasta los 200 pesos.
  • Pide el certificado e instructivo de cuidados. Al cubrir tu cuota te darán dos hojas: una acredita a la especie como reproducida dentro del Jardín Botánico de la UNAM de manera legal. El certificado lleva las características de tu hija o hijo como su nombre científico, nombre común, altura máxima, longevidad. También lleva los cuidados básicos que necesita para que la planta esté sana.

adopta planta

 

Servicios extra

Tu hoja de adopción lleva un correo y teléfono para que te comuniques por si tienes dudas o por si tu planta se enferma. Uno de los servicios que ofrece el programa es la clínica, donde expertos cuidarán a tu hija en caso de que le pase algo.

Lo que debes saber sobre la adopción

Al adoptar a una planta, adquieres el compromiso de:

  • Cuidar a la planta (repite: “en la salud y en la enfermedad”).
  • Informar al Jardín Botánico sobre su estado.
  • Mantenerla bajo custodia y NO plantarla en el medio silvestre.

¿Te acuerdas de las figuras de media a las que les crecía el pasto? Si superaste el reto, este también podrás llevarlo, y muy bien. Recuerda que adoptar a una planta en riesgo de extinción es un compromiso que adquieres con el país para cuidar la vida de nuestro planeta.

adopta planta

Más información:

Sitio oficial: www.ibiologia.unam.mx/programa_educativo.html
Facebook: centrodeadopcion.plantaspeligrodeextincion  

Agradecemos a la Biól. Linda Balcázar (Coordinadora General del Centro de Adopción de Plantas Mexicanas en Peligro de Extinción) y al Biól. Enrique Lozada (Coordinador técnico) por su apoyo para la realización de esta nota.

También te puede interesar:

5 plantas mexicanas en peligro de extinción

5 jardines botánicos en México que vale la pena visitar

¡Que siempre no se va la primavera! La Feria de las flores de San Ángel 2017

Comments

  1. Dora O Alanis

    Cuánto tiempo durará este evento yo vivo en Ramos arizpe y tengo algunas especies me gustaría hablar por tel con l persona indicada para q me orientaras e ir para adoptar y ver si de alguna manera compartir lo q tengo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *