x

5 formas de descubrir Tlatlauquitepec, un Pueblo Mágico en la montaña

Tlatlauquitepec,

Tlatlauquitepec es un municipio ubicado en la sierra poblana que se unió a la lista de Pueblos Mágicos en 2012, pero su historia se remonta a la época prehispánica. Fue habitada por pequeños grupos olmecas por un tiempo, hasta la llegada de los Chichimecas. Tlatlauquitepec significa “en el cerro rojo o enrojecido”, debido al tono que adquiere el Cerro Cabezón cuando los rayos del sol cruzan la niebla, y hoy te voy a contar qué tanto hay por conocer en este sublime rincón.

Admira el Ex Convento Santa María de la Asunción

Siempre que visitas un Pueblo Mágico, la iglesia local es un básico, ya que la mayoría de las veces esta representa el centro de todo. En este caso, el Ex Convento Santa María de la Asunción fue construido en 1531 por fray Juan De Alameda con ayuda de fray Diego De Olarte, ambos franciscanos, y fue el hogar de cientos de frailes que acudían a este lugar a estudiar y prepararse para su vida clerical. El estilo es gótico y sus arcos de cantera rosa te maravillarán. En el interior encontrarás un patio español y una fuente, además de algunas pequeñas capillas.

Tlatlauquitepec

Foto: Puebla Travel

Descubre el Santuario de Huaxtla

Este santuario es de estilo neoclásico y su construcción fue ordenada por el cura Domingo de Martín en 1701, pero no fue sino hasta 1894 que se terminó por completo. Su fachada es de color naranja con blanco y, a pesar de no poseer grandes dimensiones, resulta increíblemente acogedora. Además de admirar su arquitectura, no puedes perderte la figura del Señor de Huaxtla. Se trata de un tronco que, se dice, fue encontrado en el río Huextla, pero no era un simple pedazo de madera, era muy similar a una figura humana con los pies cruzados, como Cristo en la cruz. Los lugareños la veneran de manera especial y acuden a pedirle favores y protección.

Tlatlauquitepec

Foto: Puebla Travel

Libérate en su Cascada de Puxtla

Para quien ande en búsqueda de naturaleza en Tlatlauquitepec, la Cascada de Puxtla es un pequeño paraíso que no podrá dejar de visitar. También es conocida como la del 7, debido a que se localiza en el kilómetro 7 de la carretera Tlatlauquitepec–Mazatepec. Lo mejor de este lugar es que para llegar a la cascada, necesitarás realizar un recorrido entre la vegetación. A lo lejos podrás distinguir el canto de los gorriones y, si tienes suerte, un armadillo podría cruzarse por tu camino.

El sendero solo es el preámbulo a la belleza que vendrá después, se trata de una cascada con 80 metros de altura rodeada de un paisaje verdoso y selvático que solo hará resaltar más el azul del agua. Si quieres sumergirte en sus aguas puedes tomar elegir entre bajar a rappel o a través de un sendero.

Tlatlauquitepec

Foto: Pueblados22

Aventura y misterio en el Cerro Cabezón

Cuenta la leyenda que Fátima y Miguel, dos enamorados, decidieron aventurarse en las múltiples cuevas que alberga el Cerro Cabezón sin saber lo que les esperaba. Mientras se adentraban a la cueva, se percataron de una presencia. Al intentar retroceder, escucharon una estruendosa risa. Tras el susto, Fátima dio unos pasos y cayó al abismo. Lo único que Miguel pudo hacer fue sostener su cabello, pero no pudo salvarla y solo le quedó un mechón en la mano. Cuando por fin Miguel pudo salir, había envejecido tanto que nadie podía creerlo. Murió poco tiempo después sin contar a ciencia cierta lo que vivieron en la cueva.

Esta es la leyenda aporta un toque misterioso al Cerro Cabezón, aunque también funciona perfecto para evitar que los turistas curiosos se adentren en cuevas de manera solitaria. Sin embargo, lo que sí puedes hacer con seguridad es practicar senderismo, gozar de la vista en sus miradores y aventarte en tirolesa. Esta última se localiza en la comunidad de Tepehicán, a tan solo 15 minutos de Tlatlauquitepec.

Tlatlauquitepec

 

Deleitarte con los famosos tlayoyos de Tlatlauquitepec

Si hay una forma de conocer un lugar, es a través de su gastronomía, por eso no puedes dejar de probar los famoso tlayoyos de Tlatlauquitepec que están hechos con masa con sal, manteca, alverjón, hoja de aguacate, chile y mucho amor de las mujeres que los elaboran.

Todo lo que debes hacer es dirigirte al parque del pueblo y elegir el puesto que más te llame la atención, o ir al mercado y deleitarte con la variedad que más te guste. La elaboración de este manjar va de generación en generación y las mujeres disfrutan mucho de realizar este arte culinario, quizá justo esa alegría tradicional es lo que les da el toque especial.

Tlatlauquitepec

Foto: Cursor informativo

Si te animas a visitar pronto Tlatlauquitepec, platícanos cómo te fue, qué fue lo que más te gustó o qué otros datos te gustaría conocer sobre este mágico lugar.

También podría interesarte…

Xicotepec de Juárez un Pueblo Mágico con aroma a café

Zacapoaxtla, un pueblo para reencontrarse con la naturaleza y la historia

Los sabores de Cuetzalan: lo que encontré en este paraíso poblano

¿Qué fue lo que más te llamó de Tlatlauquitepec?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *