x

El Tofú y otros ingredientes de la cocina japonesa

Ingredientes de comida japonesa

La comida japonesa tiene una enorme gama de matices. Sus sabores son ensambles perfectos de variados ingredientes, que podrían describirse como una elegante y sencilla fiesta para el paladar.

Tofu:

Es el queso de soya. En Japón aún existen tiendas que lo elaboran diariamente. Siempre que sea posible, es mejor comprar tofu fresco para ensaladas.

Edamame:

Es una leguminosa, fruto de una vaina de soya verde. Se cosecha antes de que oscurezca y reduzca su tamaño.  Su contenido en grasas es bajísimo, 100 gramos tienen seis gramos de lípidos. Son ricos en proteínas.

Cebollín:

Es una hoja delgada, larga, hueca y de color verde brillante. Tiene un sabor suave y similar a la de la cebolla, con un toque de ajo. Ha sido cultivado desde la Edad Media y se utiliza como un atractivo aderezo para varios platillos.

Algas:

Las utilizadas son muchísimas y de diferentes variedades. Las que se usan con más regularidad son la Nori y Wakame. Existen dos tipos de nori: el rojo y el verde. Su diferencia la hace el tostado  y se venden preparadas en hojas para envolver el sushi. El alga Wakame es un ingrediente fundamental para la sopa de miso y para distintos tipos de ensaladas aliñadas con vinagre.

Té verde:

De este ingrediente se podría hacer una investigación completa. Tiene altas propiedades antioxidantes.  Su sabor se integra a diferentes recetas como complemento. Como bebida es la más consumida en Japón.

Arroz:

Esta leguminosa se encuentra muy  arraigada en la cultura japonesa y se considera más que una fuente de carbohidratos para acompañar la comida. Y es que, en japonés, la palabra gohan no sólo significa “arroz cocido”; también es sinónimo de “comida”.

Daikon:

Es un rábano gigante que se ralla y con el cual se preparan salsas, entre otras recetas.

Jengibre:

Es una especia que se utiliza en muchas formas: fresco, rallado, infusionado, etc.

 Hakusai:

Conocida también como col china o hakusai,  es una hortaliza de forma similar a una planta de lechuga, que se mantiene fresca fuera del refrigerador.

Miso:

Es una pasta salada preparada con semillas de soya fermentadas. Se emplea para preparar la sopa de miso y se utiliza en un sinnúmero de platos con pescados o carnes.

Shoyu:

Conocida como salsa de soya. Se elabora con semillas de soya, harina y agua.

Wasabi:

Es una pasta picante de olor intenso y color verde que proviene de la raíz del mismo nombre y es un condimento para salsas.

Mirin:

Se elabora con sake destilado (shochu), mezclado con arroz cocido y hongo koji, que posteriormente se reposa, se prensa y se filtra. Se utiliza para cocinar o como aderezo.

Fuentes: 101viajes.com y comerjapones.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *