x

Jamón ibérico de bellota, lo que debes saber sobre este alimento

Severiano Sánchez, especialista en el corte de jamón ibérico de bellota y vocero de la marca Cinco Jotas, explica algunos datos que debes saber al momento de cortar y degustar esta delicia.

Este es un tipo de jamón que se elabora en España con el cerdo de raza ibérica, animal que recibe una alimentación a base de hierbas, cereales y bellotas y que es considerado una auténtica delicadeza en el universo culinario.

A los pedazos de jamón se les da el nombre de loncha y no cualquiera sabe cortarlo.

Lo que debes saber sobre el jamón ibérico de bellota

A los pedazos de jamón se les da el nombre de loncha. Estas deben ser translúcidas y del tamaño ideal para consumirlas de un solo bocado.
La temperatura ambiente correcta para cortar y degustar un jamón ibérico de bellota es de entre 20 y 24° C.
Las lonchas tienen cuatro sabores y aromas diferentes que dependen de la parte de la pata de donde haya sido cortada: jarrete, maza, contramaza / babilla y punta.
El maestro cortador es el experto en sacar el mayor provecho organoléptico del jamón.
Para el corte se requieren varios utensilios: tres cuchillos (uno pequeño, exclusivo para la corteza, otro más pequeño para marcar y el cuchillo jamonero), un guante de seguridad, un afilador y unas pinzas.

Partes del jamón ibérico Foto: Cortesía

Notas de cata del jamón ibérico de bellota

– Aspecto: tendrá tres tonalidades que van del rojo intenso en las zonas más curadas al rosado. A temperatura ambiente aparecen los brillos de la grasa (que es blanca y con pequeños “cristales” también blancos, que son evidencia de la baja salinidad y de la curación gradual y lenta). Las fibras del músculo son ligeramente rosadas, lo que ejemplifica su curación prolongada y la pureza del animal.

– Textura: la carne de la maza es suave, jugosa y untuosa. La punta y el codillo tienen una consistencia más fibrosa y más firme.

– Aroma: es intenso, largo y con notas a bellota, hierba mojada y tomillo. La nota de entrada es limpia, fresca y aparecen poco a poco torrefactos (aroma tostado) y madera.

– Sabor: el sabor a bellota, avellanas tostadas, madera mojada y flores es evidente. En algunos cortes de la punta, el sabor será más dulce y graso. La persistencia en boca es larga.

Este tipo de alimento puede ser un regalo para una ocasión especial como el Día del Padre y lo mejor es que puedes disfrutarlo en familia.

Lo mejor de comer jamón ibérico de bellota es compartirlo, no es algo de todos los días.

En la sección de videos te contamos cómo se corta un jamón ibérico:

¿Cómo cortar un jamón ibérico de bellota?

¿Dónde comprarlo?

Si quieres encontrar este jamón ve a Cinco Jotas, City Market, El Palacio de Hierro o La Europea.

Agradecemos a Cinco Jotas su apoyo para esta nota.

También puede interesarte:

Rituales carnívoros, la carne como comida y fiesta

Carne y cocina, ¿evolución de la dieta?

Tres miradas sobre la carne

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *