x

Mal de la montaña ¿qué es y cuáles son sus síntomas?

Mal de la montaña

Si estás planeando escalar una montaña o ya lo has hecho y has sentido malestar, podría ser este padecimiento. Y como es mejor saber qué es y cómo reaccionar, acá te cuento qué es el mal de la montaña y cuáles son sus síntomas.

¿Qué es el mal de la montaña?

Es una enfermedad que suele afectar a los excursionistas, alpinistas, esquiadores o viajeros que se aventuran a grandes alturas. Suele sentirse más cuando la persona vive a nivel de mar o cerca de este.

No todos lo padecen; sin embargo, es causado por la reducción de la presión atmosférica y los bajos niveles de oxígeno y, de no ser tratado a tiempo, pude incluso llevar a la hospitalización o la muerte.

Síntomas del mal de la montaña

La causa principal de este mal es subir demasiado rápido sin darle al cuerpo el tiempo suficiente para aclimatarse o adaptarse a la altura. Generalmente los casos son leves y presentan:

  • Dificultad para dormir
  • Mareo o sensación de vértigo
  • Fatiga
  • Dolor de cabeza
  • Inapetencia
  • Náuseas o vómitos
  • Pulso rápido (frecuencia cardíaca)
  • Dificultad respiratoria con esfuerzo

Los síntomas del mal agudo de montaña son:

  • Rigidez o congestión pectoral
  • Coloración azulada de la piel (cianosis)
  • Confusión
  • Tos
  • Expectoración de sangre
  • Disminución del estado de conciencia o aislamiento de la interacción social
  • Tez pálida o grisácea
  • Incapacidad para caminar en línea recta o incapacidad absoluta para caminar
  • Dificultad respiratoria en reposo

Mal de la montaña

¿Qué hacer si padeces el mal de la montaña?

Lo principal es tomar la escalada con calma y detenerse a descansar en el momento en el que alguno de los síntomas se presente. Si los síntomas persisten o se agravan, lo primordial es iniciar el descenso de manera lenta y cuidadosa. Además, el proceso de aclimatación de tu cuerpo suele llevar a la deshidratación, por lo que es importante tomar suficientes líquidos.

Si es posible en el lugar, puedes solicitar la administración de oxígeno; de lo contrario, puedes asistir al médico en cuanto finalices el descenso y recibir medicación o tratamiento de ser necesario.

Está bien que la aventura nos llene de adrenalina, pero siempre que vayas a practicar algún deporte extremo, es importante tomar las precauciones necesarias para evitar accidentes. Así que, ya sabes, no pierdes nada con investigar un poco o viajar acompañado de profesionales cuando es la primera vez.

Fuente: MedLine Plus

También podría interesante…

¿Qué hay en el Nevado de Toluca que todos quieren ir?

¿ Dónde practicar deportes extremos en México?

3 montañas para escalar en México

 

Casi licenciada en Letras Clásicas, amante del café, la literatura, la escritura y la música. Distraída. Futbolista de domingos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *