x

¿Qué pasa en la primera visita al ginecólogo?

¿Cómo perder el miedo a la primera visita al ginecólogo? Muchas de nosotras nos estamos preguntando lo mismo.

Pues yo te diré lo que pasará: la visita va a comenzar por la anamnesis, un término médico que se usa para nombrar al interrogatorio que te realizarán como punto de partida. Serán preguntas acerca de tus antecedentes personales y familiares; sobre las enfermedades pasadas; tus hábitos tóxicos, por ejemplo si fumas, tomas o consumes drogas; sobre tu vida sexual; y si has usado anticonceptivos. Es por eso que antes de ir, tú decides si entras al consultorio acompañada o sola, pues es muy importante que los datos que le proporciones al médico sean fidedignos.

Una vez realizada la anamnesis, pasarás a que te realicen una exploración general. Esta consiste en la toma de datos físicos como son el peso, la talla, la distribución del vello, la existencia o no de acné. También el ginecólogo toma nota sobre el desarrollo mamario, si es simétrico y si no hay ninguna anomalía.

Igualmente es muy importante la información sobre tu higiene personal y sobre la existencia de piercings y tatuajes por posibles repercusiones de tipo médico que puedas tener.

Ahora sí, pasas al examen ginecológico en sí mismo. ¡Ojo! no es necesario para todas. Esto va a depender del motivo de la visita, si solo vas para comenzar un historial ginecológico esto no sucederá, pero si el motivo de tu visita es por una posible patología  si es necesario que se realice una revisión ginecológica.

¿En qué consiste?

Si no has tenido relaciones sexuales, puede ser solo una inspección externa de los genitales y la exploración mamaria. Pero si ya hubo relaciones sexuales, para descartar alguna anomalía se realizará  una colposcopia o vaginoscopia, con la colocación de un instrumento llamado espéculo  de plástico o metal adaptado al diámetro de la vagina que permitirá al  ginecólogo visualizar todo el canal vaginal hasta el cuello uterino.

Este momento se puede aprovechar para realizarte una Papanicolaou que es la toma de un flujo vaginal para su estudio microbiológico y una toma de células del cuello uterino que descartará la presencia del virus del papiloma humano o alguna infección que pudieras presentar. ¡Tranquila! Ninguno de estos procedimientos representa dolor y su duración no rebasa los 10 minutos.

Fuente: La ginecología en la adolescencia, Carlos Amselem.

Soy comunicóloga de profesión, pero lo mío son los contenidos. Inicié en 2011 persiguiendo la nota política y aunque no van de la mano, también del mundo de la música y el espectáculo. Ahora, como editora y blogger en Tienda Smart, te invito a adentrarte al mundo digital, a corroborar que el futuro de la PyME está en la compra y venta por Internet.