x

Qué es el chai y algunos datos que quizá no sabías sobre este té

Si en alguna casa de té o cafetería te ofrecen chai y no sabes qué es, estos son algunos datos que quizá te ayuden a conocer más sobre él. “Chai” es una de las traducciones a la palabra “té” en idiomas como el bengalí, el hindi o el urdu, explica Olivia Medina, directora de Euro Té. Este vocablo se deriva del cantonés o mandarín, y sirve para definir a la bebida que mezcla té (camellia sinensis) con especias y hierbas aromáticas.​ Lo correcto entonces es llamarle solo chai y no té chai pues este último es un pleonasmo.

No todos los chai son iguales: cada región o pueblo en la India (y más países) tienen su propia receta, dice Inder Pal Singh, presidente de la Cámara de Comercio México-India. Desde el masala chai, que es literalmente una mezcla de especias con té negro, hasta el indio kashmiri chai, que proviene de Cachemira y lleva té verde, bicarbonato de sodio, cardamomo, leche, sal y azúcar.

Él opina que su país y el nuestro tienen similitudes en cuestiones de comida y cultura en cuanto a la forma de apreciar lo que llevamos a la mesa y su misticismo, e invita a los comensales a experimentar con los sabores del chai, pues habrá uno para cada quien. “Despertará un tipo de fuego distinto, según cada persona”, añade. Es muy usual en otras naciones como Pakistán y Bangladesh.

Qué es el chai y algunos datos que quizá no sabías sobre este té

Algunos datos que quizá no sabías sobre este té

El chai y sus variantes

Inder agrega que cada condimento tiene sus diferentes reacciones en el cuerpo. Él, por ejemplo, despierta a las cuatro de la mañana para meditar, así que para tener energía durante su jornada agrega un par de cardamomos negros frescos al té negro que usa como base, lo cual también da un sabor más intenso al brebaje.

Si se agrega cardamomo verde o canela se tendrá una bebida relajante y rica; si se usa jengibre fresco por la mañana se despierta el hambre y se ayudará a la digestión (por lo que recomienda beber antes o después de la comida), y si elegimos la mezcla de pimienta roja con comino y anís evitaremos la ansiedad.

Incluso, narra que existe chai ceremonial que solo consiste en un té negro hervido con leche y azúcar, sin condimentos, pues le caerá bien a todos. “Lo ideal es conocer a tu invitado: si invitarás a alguien a beber chai en tu casa, para así darle la mezcla que necesita”, sugiere. Bromea diciendo que están los afrodisiacos, pero eso ya son algo privado que cada quien debe descubrir en pareja.

En el sitio de la Escuela Mexicana del Té se lee que este se popularizó durante el Raj británico (virreinato en los territorios que hoy ocupan India, Pakistán y Bangladesh, entre otros), y que originalmente se trataba de una combinación de té negro de Assam y cuatro especias base: canela, cardamomo, clavo y jengibre. Hoy los hay a base de té verde, pu-erh y rooibos, aromatizadas con distintas especias.

Chai wallahs, las personas que venden chai en la India

Chai wallahs, las personas que lo venden en la India

Chai wallahs, las personas que lo venden en la India

El chai es el té del pueblo, declara Olivia, y así como en México vemos los carritos con café o a los vendedores de atole callejeros, en aquel país asiático los chai wallahs son quienes abastecen a la gente de este brebaje necesario. En las avenidas, poblados y hasta en el tren lo sirven de peculiar manera.

Quizá los has visto en alguna película de Bollywood o en vivo si has viajado por aquellos lares. Layla Epplet escribió para el sitio de National Public Radio el reportaje Tea Tuesday: Meet The Chai Wallahs Of India en el que podrás ver fotos y testimonios de estos personajes a veces invisibles por cotidianos.

La forma de nombrar a las vendedoras de este alimento líquido es chai wallis. Es importante darle lugar a quienes forman parte de esta cadena de sabor: el chai no sería nada si no fuera por quienes integran todo su entorno cultural que ahora trasciende fronteras bebiéndose en países como México, aunque los espacios para disfrutarlo cambien y se adapten a cada lugar.

Chai wallis, la forma femenina de llamar a quien vende chai

Chai wallis, la forma femenina de llamar a quien lo vende

Haz tu propio chai

Olivia invita a los amantes de esta bebida a que se animen a hacer chai, con buen té y buenas especias. Uno de los que sugiere utilizar para esto es el Asam del noreste de India.

La proporción sugerida es una cucharada de especias por una de té, en un tiempo de infusión de 3 a 5 minutos. Y la variedad de condimentos pueden ser desde fenogreco, anís, hinojo, pimienta, clavo, cáscara de limón, cúrcuma, laurel, eneldo y más.

En cuanto a la leche se sugiere usar entera por su cremosidad, pero cada quien puede usar la que prefiera. El mismo caso con el endulzante: desde miel hasta piloncillo pueden darle un toque personalizado a tu bebida.

Con su marca han desarrollado sabores como el xoco chai, con té negro, especias y chocolate; un rooibos chai con este té como base; y algunas tisanas con manzana y limón.

¿Nos tomamos un chai?

¿Nos tomamos uno?

¿Dónde tomarlo en CDMX?

Tomás Casa de té
Avenida Tamaulipas 66, Hipódromo Condesa

Shaktea
Culiacán 52, Hipódromo Condesa

Tandoor

  • Copérnico 156, Anzures
  • Avenida Ámsterdam 72, Hipódromo Condesa

Té cuento
Adolfo Prieto esquina Tlacoquemécatl, Del Valle

Maison Française de Thé Caravanseraï
Orizaba 101, Roma Norte

Casa Tassel
Córdoba 110, Roma Norte

Recetas que pueden interesarte

Coctel Zacapa Spiced Chai

Lassi de chai

Té a la menta marroquí

Agradecemos a Expo Café y Tradex su apoyo para esta nota.

También puede interesarte

5 errores que debes evitar al momento de iniciar una cafetería

Té, tisana o infusión: la forma correcta de llamar a estas bebidas

Ingredientes en tendencia que dan color a tus platillos y cuidan de tu salud

¿Qué más te gustaría saber sobre el chai?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *