x

¿Qué es la uveítis y por qué debería preocuparme por padecerla?

Imagínate usando lentes todo el tiempo y que aun así no soportes estar más de 30 minutos frente a la computadora sin que necesites el triple de tiempo para que tu vista se “reponga” de la exposición al gadget. Ahora imagina que tienes un problema en los ojos por el cual salir de día o de noche se convierte en un problema, porque el exceso de luz o la falta de ella impide que puedas ver de forma nítida, aunque uses lentes con la graduación correcta.

Lo anterior le sucedió a Daniela, una joven de poco más de treinta años quien hace 19 padece uveítis, una enfermedad cuyo origen se desconoce con exactitud y sus síntomas son similares a cualquier otra afección ocular.

Cuando Daniela comenzó a notar que tenía visión borrosa o que sus ojos no enfocaban bien, que tenía una extrema sensibilidad a la luz y que de repente veía manchas flotantes en su campo de visión, acudió al médico, pero fue mal diagnosticada y se pensó que la inflamación de sus ojos se debió al uso de lentes de contacto. El doctor le recetó medicamento para disminuir la inflamación y después de 9 años, en 2007, Daniela volvió a presentar toda la sintomatología y decidió tratarse con la doctora Stephanie Voorduin Ramos, secretaria de la Sociedad Mexicana de Oftalmología.

La uveítis es una afección ocular que a su vez engloba varias enfermedades inflamatorias de la úvea –una parte inferior del ojo donde se encuentra el iris— y cuyas complicaciones provocan daño en el tejido ocular, reduciendo así la visión o, en algunos casos, causando ceguera.

A decir de la doctora Stephanie Voorduin, la uveítis es una enfermedad que puede presentarse de manera recurrente; es decir, a veces se tienen ciertos episodios en los que el paciente presenta con mayor gravedad los síntomas y es cuando tiene que ingerir mayor cantidad de medicamentos, en específico los corticosteroides; el problema de estos es que, paradójicamente, presentan efectos secundarios como la presencia de cataratas o glaucoma, que también son enfermedades oculares.

El doctor José Luis Cañadas, director médico de la farmacéutica en México de AbbVie, explicó en conferencia de prensa que para el tratamiento de la uveítis también existe el uso de los inmunodepresores, para evitar los efectos colaterales de los corticosteroides; no obstante, insistió en que lo más importante es que se cuente con un diagnóstico oportuno sin pasar por alto los síntomas y acudir con un oftalmólogo.

Qué es la uveítis

¿Cómo saber si padezco uveítis?

Recuerda que los síntomas son muy parecidos a otras afecciones oculares. Además, de acuerdo con el doctor José Luis Cañadas la mayor parte de las personas diagnosticadas con esta enfermedad padecían alguna otra enfermedad inmunológica, principalmente la esclerosis múltiple.

  • Si tienes entre 20 y 65 años. La mayoría de las personas que padecen uveítis son jóvenes.
  • Enrojecimiento de los ojos.
  • Visión borrosa (incluso con el uso de lentes)
  • Dolor de ojos
  • Manchas flotantes en el campo de visión
  • Sensibilidad a la luz
  • Disminución de la visión
  • Puedes padecerla por una infección, por predisposición genética, por historia de traumatismo en el ojo y por tabaquismo

La uveítis es considerada una enfermedad rara, de acuerdo con AbbVie, y aunque hay medicamentos para tratarla, aún no existen guías de tratamiento universalmente aceptadas para atender este mal cuyo origen se desconoce con exactitud y es por ello que las causas son tan variadas.

Si te identificas con algún síntoma o tienes alguna enfermedad autoinmune, no dudes en ponerte en contacto con algún especialista para que te analice. Si conoces a alguien que pueda padecer esta enfermedad coméntalo y acudan al médico; y para saber qué clínica u hospital está más cerca de ti, te sugiero realizar una búsqueda a través de Sección Amarilla.

También podría interesarte…

Estos son los 7 trastornos del sueño, ¿cuál podrías padecer tú?

Estas son las 12 bacterias más peligrosas para los humanos

TOP 5 Mitos sobre el cáncer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *