x

¿Sed después de hacer ejercicio? ¡Tómate un vaso de cerveza!

¿Mueres de sed? Si se te antoja un frío vaso de cerveza tómatelo sin culpas pues expertos de la Universidad de Granada han descubierto que el consumo moderado de esta bebida (dos latas) después de hacer ejercicio rehidrata igual que el agua.

Además de hidratarte después de la actividad física, la cerveza es antioxidante y antinflamatoria, previene de accidentes cardiovasculares, mejora la presión arterial, y baja el colesterol malo y aumenta el bueno. Así que ahora ya lo sabes: el ejercicio y la cerveza (con moderación) sí van de la mano.

Fuente: Central Deportiva 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *