x

Tres flores comestibles oaxaqueñas

¿Flores comestibles oaxaqueñas?

Fragantes y únicas. Así son las flores en Oaxaca. No solo nos llenan de su magia a la vista sino que dan a los platillos toques de sabor. Algunas preparaciones se deben a ellas y necesitan su perfume.

1. Rosita de cacao

Sin ella, no existiría el tejate, una de las bebidas más exquisitas y finas que he probado (los del Mercado de Tlacolula y los de San Andrés Huayapam son maravillosos). Esta pequeña flor no es la del cacao como a veces se cree. Proviene de otro árbol conocido como cacahuaxochitl o árbol del funeral. Al ser combinada con una masa que lleva cacao, hueso de mamey y maíz (cocido en agua con ceniza) y hielo da como resultado ese brebaje en el cual se valora su espuma (conocida como “flor”). Su sabor es meloso, similar al de una macadamia o al de la nuez moscada. Es espectacular. Todo huele a ella si está cerca. No se le olvida, como a los buenos amores y poemas.

Tres flores comestibles oaxaqueñas

Rosita de cacao fresca (la de la foto principal es seca) Foto: Mariana Castillo

2. Flor de güiechachi

También conocida como flor de mayo, contó Irais Saynes, cocinera istmeña. Además de ser hermosa, tiene aromas y  sabores intensos. Es agridulce y tiene una textura que recuerda a una lámina delgada de cáscara de durazno. Se usa para hacer collares, y en los tocados de la mujeres istmeñas, como adorno en floreros y altares o en las ofrenda en las tumbas. Es también ingrediente del bupu, una bebida zapoteca con cacao y piloncillo. La estorreja con flor de mayo es un postre del Istmo, muy similar al pan francés.

Flor de guiechachi Foto: Mariana Castillo

Flor de guiechachi Foto: Mariana Castillo

3. Flor de frijolón

El frijolón es un tipo de frijol oaxaqueño, especial de primavera. Es exquisito por su caracter herbal y textura espesa que sirve para sopas, tamales y más. Su flor es roja, muy vistosa, ergo sirve para decorar. Pilar Cabrera de La Olla ornamentó un mole coloradito con ella en su clase en Casa de los sabores, y aunque no aporta notas significativas, resulta un buen aditivo para dar más vida a los platillos.

Flor de frijolón en mole coloradito Foto: Mariana Castillo

Flor de frijolón en mole coloradito Foto: Mariana Castillo

Sigue leyendo de más ingredientes de cocina mexicana y maravíllate con todo lo que tiene México en cada rincón. Lee más sobre flores en el texto de Flores comestibles más que una tendencia.

Agradecemos a Oaxaca Sabe, a Irais Saynes, Pilar Cabrera y Omar Alonso de Oaxacking su apoyo para este texto.

También puede interesarte:

10 datos de la lavanda

Comida con flores, más que una tendencia

Hacienda de la lavanda en Mineral de Pozos

Comments

  1. hay mas flores comestibles propias de la región de Oaxaca? o estas son solamente las mas representativas?

  2. Mariana Castillo

    Hola, Ishtar: estas son algunas de las más representativas pero hay muchas más. En la mixteca me contaron que se come el izote y también la flor de maguey pero en las comunidades debe haber más flores comestibles. Saludos y gracias por leernos.

  3. La flor de zompantle también se cocina zasonada con ajo ,cebolla,tomate,Cholito verde y huevo.

  4. Mariana Castillo

    Habrá que probarla, gracias por tu aportación. 🙂 Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *